Olivares en la Patagonia

Olimerca.- Se creía que el suelo y el clima representaban un obstáculo y en cambio se convirtieron en una ventaja para obtener un aceite de oliva de excelente calidad. Estamos hablando de la Provincia de Chubut y de la Patagonia Argentina: Sierras grandes San Antonio, El Doradillo, Rawson, Playa Unión, Bahía Bustamante, Estancia la Mercedes 

Según informan a Olimerca Gabriele Giusti- Olio del sur- y Victor Tomaselli, olivicultor, estas son algunas de las zonas que ya están produciendo o donde hay proyectos experimentales fomentados por un gran interés de parte de empresarios locales y de una política local que está apoyando el desarrollo con el objetivo de crear una industria regional para sumar aceites de alta calidad a la producción argentina.

Este auge ha venido precedido con la constitución en Junio de 2019 de la Cámara Olivícola de la Patagonia Austral, entidad en la que participa casi una veintena de productores que han conseguido que en Chubut se hayan plantado en torno a las 50 hectáreas gestionadas por 30 productores que han plantado del orden de 20.000 olivos y que han llevado a cabo una inversión muy importante y sin ningún tipo de ayuda económica por parte del Gobierno.

Hablamos de la olivicultura más austral del mundo, pero que no termina aquí. Hay escenarios que están revelando una marcada diferencia con los aceites del norte argentino: no es casualidad que la presencia de Ácido Oleico en la variedad Arbequina cultivada en Puerto Madryn esté entre 73.3% y 77.54% frente a 48 % -54% de Ácido Oleico en la misma variedad cultivada en el Norte. La zona de Bahía, por ejemplo, tiene conformaciones de suelo y clima similares a las de Andalucía donde ya hay cultivos cerca del mar que permiten producir un aceite de características extraordinarias.

El futuro es prometedor para Chubut y la Patagonia también por el hecho de que están batiendo un récord mundial y que se ha convertido en una gran satisfacción para los agrónomos y maestros olearios: actualmente están sembrando en el paralelo 46.3 sur cuando siempre se estableció que el cultivo del olivo es posible hasta el paralelo 45 sur.

Arbequina, Koroneiki, Picual, Frantoio, Arbosana, Coratina, Hojiblanca son las principales variedades que se están utilizando pero también hay que decir que nuevas variedades, nuevos proyectos experimentales, nuevas inversiones y nuevas hectáreas se están desarrollando día día con un fututo prometedor.