Olimerca.- La firma Kimitec, en colaboración con la empresa oleícola De Prado, se encuentra inmersa en el desarrollo de un sustituto natural del glifosato, un bioherbicida que estará compuesto de moléculas que existen en el entorno natural y para las cuales la naturaleza ha desarrollado mecanismos eficientes de biodegradación durante miles de años de coevolución.

El glifosato es una molécula que tiene un mecanismo de acción (MoA) único en la inhibición de una enzima clave en la síntesis de aminoácidos de las plantas. Esta especificidad en el MoA favorece la aparición de resistencias. Sin embargo, el bioherbicida en desarrollo en Kimitec tendrá una mayor complejidad desde el punto de vista de composición, con mezclas sinérgicas de diferentes moléculas obtenidas de las 4 las fuentes naturales que componen la tecnología 4Health y del método de investigación único de la compañía: botánica, microbiología, microalgas y química verde.

De Prado cuenta con una amplia experiencia en la aplicación extensiva de herbicida lo que brindará un soporte adicional en futuros ensayos de validación en campo del bioherbicida

Esto garantizará una gran multifuncionalidad del producto que se traducirá en diferentes MoAs y, por tanto, en un riesgo mínimo de desarrollo de resistencias, indican desde Kimitec.

Este proyecto se encuentra financiado por el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial, CDTI, y está cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional, FEDER. La colaboración entre Kimitec y empresas como De Prado, en el sector olivarero y Grupo AMC en el sector de los zumos y frutas frescas permitirá a la biotecnológica contar con nuevas moléculas naturales derivadas de sus procesos productivos (co-productos y sub-productos).